Muriendo por un bebé

Amber y Kule están listos para seguir adelante después del accidente, pero el mundo se les viene abajo cuando la otra conductora que además, perdió el embarazo en el choque, se muda a la propiedad de al lado.