El Proyeccionista

Eliseo vive encaprichado con una mujer que solo está presente a través de un rollo de película. Una noche los rollos se dañan y Eliseo queda completamente desprovisto de cualquier conexión con su amada.