Solitary Man

Ben, de cincuenta y tantos años, ex capitalista de su propio negocio de ventas de automóviles, recientemente ha pasado por tiempos difíciles, luchando por recuperar su carrera y tenerlo en las riendas.